Bienvenido a Amador: una antigua área militar que hoy es un extraordinario espacio público que nos pertenece a todos. Te invitamos a recorrer esta calzada y descubrir el fascinante pasado y presente de Amador, y los testimonios de quienes lo conocieron antes de ser lo que es hoy. Si no puedes visitarla o finalizar el recorrido, aquí podrás acceder a todo el contenido.

Esta exhibición del Biomuseo es posible gracias al programa de subvenciones para diplomacia pública de la Embajada de Estados Unidos en Panamá.

Échanos tu cuento en Amador

Your Content Goes Here

La Calzada de Amador tiene más de 100 años

La Calzada de Amador es un enorme rompeolas que fue construido entre 1908 y 1914 con la tierra y las rocas extraídas de las excavaciones del Canal. Su propósito principal es resguardar la entrada del Canal de las fuertes corrientes de la bahía de Panamá. En la imagen, puedes ver cuando la calzada estaba a punto de llegar a la isla Naos.

El río perdido

Lo que hoy es La Calzada de Amador fue por mucho tiempo la desembocadura del río Grande, que tenía un enorme delta lleno de manglares y pantanos. En él se ubicaba el muelle de La Boca, que era parte del sistema portuario de la ciudad de Panamá. A principios del siglo XX, este río fue represado, sus manglares y pantanos fueron rellenados, y el cauce fue transformado hasta convertirlo en la entrada del Canal de Panamá.

Antes de 1979, los únicos que podían entrar a Amador eran los militares estadounidenses, los trabajadores civiles de las bases, los empleados de la Compañía del Canal, y los miembros de los clubes sociales y deportivos que tenían instalaciones en Amador.

En los 60’s, yo podía entrar sin problemas porque mi esposo trabajaba para la Compañía del Canal, así que tenía mi carnet. Por las mañanas, me gustaba venir al causeway a trotar.

Grecia, Nacida en Panamá en 1947

En mis años de escuela, Amador era inaccesible para mí y para mi familia, porque nosotros no éramos militares ni trabajábamos para el Canal. Fue hasta que mis papás se hicieron miembros del club de yates que había aquí, que empezamos a poder entrar. Veníamos los fines de semana a pescar.

Patrick, Nacido en la Zona del Canal en 1952
Programa Escolar
Apóyanos